top of page

¿Cuándo si pedir un crédito y cuando no?

Pedir un crédito puede ser tentador para muchos ya que significa tener una gran cantidad de dinero disponible, pero cuando no lo haces con un objetivo claro puedes terminar con muchas deudas y estrés. No todas las deudas son malas, pueden ayudarte a cumplir tus metas. Vamos a distinguir las deudas malas de las buenas.




Deudas buenas

Te dan algo que beneficia tu vida en general, algo productivo en el largo plazo. Se pueden considerar una inversión.
Por ejemplo: Educación, computadora para estudiar/trabajar, coche que genera ingresos directa o indirectamente.

Deudas malas

No dan beneficios en el largo plazo, como los bienes de consumo.
Por ejemplo: Tu shopping a meses sin intereses, tarjetas de crédito por mala administración, apuestas.

En cualquier caso es importante que tengas una estrategia y que le des a tu deuda un objetivo, es decir, que no lo pidas nada más por pedirlo.
4 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo

Comentários


bottom of page